Pasar al contenido principal

5 técnicas de poda para marihuana

Os dejamos otro magnífico vídeo de MarihuanaTv. Esta vez se trata de 5 técnicas para podar vuestra planta.

 

Este es el resmen:

En este episodio de Cultivo de Marihuana Paso a paso Miguel Gimeno nos introducirá en una serie de 5 técnicas de poda para crecimiento horizontal especiales como son el pinzamiento o poda apical , la poda FIM, el pizzicato, LST y el super cropping

http://www.marihuanatelevision.tv/pas...

 

Cultivo horizontal: poda apical, FIM, pizzicato, LST, cropping.

Si buenas fueron las técnicas de S.O.G. y S.C.R.O.G. que nos dieron tan buenos resultados, entonces no hay que dejar de lado otras técnicas de cultivo horizontal más simples y sencillas, pero que ofrecen también un buen producto final. Éstas técnicas de cultivo horizontal son las que más utilizan en cannabicultura. Ya no solo de interior, en exterior también se aplican bastante con la intención de limitar la altura de las plantas. Así hacerlas más discretas para que no sobresalgan en exceso y puedan ser vistas.

Cuando se parte de esquejes es mucho más sencillo controlar el porte que alcanzan las plantas. Entre otras cosas, porque los esquejes ramifican más y tienen una menor verticalidad que las plantas procedentes de semillas.

Es en este segundo caso cuando surgen problemas. Sobre todo de descompensación en altura y distancia al foco. 

 

Las técnicas.

Hoy iniciamos la primera parte del seguimiento especial que vamos a hacer con 5 técnicas especiales de crecimiento horizontal que son muy sencillas y que se asemejan bastante entre ellas. Aunque todas presenten características propias y específicas.

Así las técnicas que vamos a abordar van a ser el Pinzamiento apical, la poda FIM, el Pizzicato, la técnica LST y el SuperCropping. Para hacer este seguimiento de técnicas se ha optado por partir de semillas regulares, con lo que se deberá hacer una pre-selección de hembras y descartar los machos.

 

Planteando el cultivo horizontal.

Cada técnica a aplicar precisa de un estado concreto en el que debe hallarse la planta para que sean efectivos sus resultados. Así que vamos paso a paso a iniciar cada una de estas 5 técnicas de crecimiento horizontal. Ya veréis como resultan muy fáciles de llevar a término.

 

Poda o pinzamiento apical.

La más ancestral de las técnicas utilizadas en crecimiento horizontal es sin lugar a dudas el pinzamiento apical. Esta técnica consiste en eliminar el ojo central de las ramas. Consiguiendo con ello duplicar el número de ramas en la zona podada.

Al podarse el ojo principal de la planta que inhibía el crecimiento de las ramas laterales. Éstas comenzarán a ganar tamaño y la planta irá adquiriendo aspecto de bola.

 

Poda FIM.

Otra técnica de cultivo horizontal la cual tiene su origen en una mera casualidad es la poda F.I.M.. DEe las siglas en inglés “Fuck I Missed”, que vendría a significar “Joder la cagué”. Lo que ya nos indica el cómo del surgimiento de esta técnica.

 

Pinzamiento parcial o pizzicato.

Otra técnica muy parecida a las dos anteriores es la del pinzamiento parcial o pizzicato. En este caso no se trata de seccionar nada. Simplemente hay que pellizcar con los dedos el brote central de cada planta sin llegar a romperlo. Hay que aplastarlo literalmente con las yemas de los dedos. Para comenzar a aplicar esta técnica las plantas deben tener formado el 3º piso nodal.

 

LST: Low Stress Training.

Otra técnica muy sencilla y común es la LST del inglés, Low Stress Training. Se toma el tallo principal y se va guiando en horizontal al suelo en su forma más común. También hay quienes prefieren ir torciendo el tallo formando círculos.

Con la ayuda de una cuerda y una piqueta vamos fijando el tallo a la maceta guiándolo en círculos. Así se consigue que el tallo quede paralelo al suelo y se fomenta el crecimiento de los brotes laterales.

 

Cropping o Supercropping.

Como última técnica de cultivo horizontal en cannabis vamos a explicar el Cropping o Supercropping. Su traducción vendría a decir “supercosecha”. Con este nombre ya podemos deducir que esta técnica favorece el aumento de productividad de los cultivos.

Esta técnica se debe comenzar a practicarse en un principio en el tallo central. Posteriormente cuando esta primera actuación ya haya hecho efecto se comienza a practicar también en las ramas laterales. El momento de realizar la primera actuación hay que hacerlo cuando las plantas presenten más de 4 pisos nodales.

Se trata de forzar el doblado de tallo y ramas hasta que crujan pero sin llegar a romperlas. Al doblar tallo y ramas, éstas forman callo por la parte doblada y la planta queda abierta, recibiendo más cantidad de luz en su interior.

 

A medida que las plantas vayan creciendo continuaremos practicándoles las técnicas que hemos iniciado para que se pueda apreciar el efecto que van produciéndoles.

Nº 238 ya en los quioscos

Último número de la revista Cáñamo Último número de la revista Cáñamo