Pasar al contenido principal
1 de Octubre de 2022

Menú de usuario

Secado muy rápido

Secado muy rápido
Te escribo porque estoy muy preocupado por mis plantas, tanto los cogollos que acabo de cosechar y tengo en el secadero, como las plantas que están vivas. Me he dado cuenta de que algunos cogollos tienen un hongo creciendo por dentro. En dos plantas ha infectado todo el cogollo principal y se ven las hojas amarillas y un moho asqueroso marrón, pero en las otras tres yo pensaba que estaban completamente sanas y ahora veo que también tienen algunos trozos con un poco de hongo. No tengo muy claro qué tendría que hacer para no perder la cosecha. Tengo dos plantas ya colgadas en el secadero y me preocupa que pueda estar creciendo la botritis en el interior de los cogollos sin que yo lo sepa. Además, quedan otras cinco que aún no he cosechado. ¿Qué me recomiendas?, ¿qué puedo hacer para salvar la cosecha?
Sergio

La botritis es un hongo muy destructivo que se propaga con enorme rapidez. He visto plantas echarse a perder completamente en una semana desde que aparecieron los primeros toques de hongo hasta que todos los cogollos estaban completamente infectados por dentro e inservibles. Lo ideal es intentar prevenirlo mientras las plantas están vivas y vigilarlas para detectar la infección cuanto antes. Con las plantas que aún no has cosechado debes intentar recortar todo el tejido infectado, si no es mucho se puede ir controlando la infección y lograr que las plantas acaben de madurar sin grandes pérdidas. Pero si la mayoría de los cogollos están infectados, mi consejo es que las coseches inmediatamente y con mucha paciencia y unas buenas tijeras separes los cogollos sanos de los infectados. Los sanos los puedes secar y consumir sin riesgo, pero los infectados hay que tirarlos; consumirlos puede ser peligroso para los pulmones, algo que no quieres arriesgar en tiempos de pandemia.

Cuando la infección pasa desapercibida hasta el día de la cosecha o incluso más tarde, cuando las plantas están en el secadero, ya no hay mucho más que hacer que intentar separar las partes infectadas de las sanas. Cuanto más rápido haya sido el secado menos se habrá extendido la infección, pero si la humedad ambiental no es muy baja o la ventilación es escasa, el hongo puede extenderse a todos los cogollos en dos o tres días.

Lo mejor que puedes hacer con las plantas del secadero es intentar acelerar el proceso todo lo posible para frenar cuanto antes su avance y no sufrir más pérdidas. Trocea los cogollos grandes separando los cogollitos de las ramas. Solo con esto ya reduces mucho el tiempo de secado y evitas que la botritis se siga propagando. Además, al despiezar los cogollos verás bien cuáles están infectados y cuáles no. Recorta todas las partes enmohecidas y tíralas. Los cogollitos sanos extiéndelos bien en una malla para que no se toquen entre sí y se sequen cuanto antes. Si es posible, pon un ventilador en el secadero para que mantenga el aire en movimiento y no dejes que la humedad ambiental suba. Si la cosecha es muy grande o el tiempo lluvioso, puede que necesites un deshumidificador para evitar que el secado se pare.

Solo en caso de que la humedad sea muy alta y si no consigues detener el avance del hongo, puedes poner los cogollos a secarse al sol. Este sistema daña mucho la resina y reduce la cantidad de THC y otros cannabinoides, además de hacer que los cogollos pierdan mucho color, pero siempre es mejor que perder toda la producción.

Suscríbete a Cáñamo