Pasar al contenido principal

Querido profesor, me gustaría que me contases algo sobre la historia de la variedad Skunk. Sé que es una de las más antiguas y que se ha usado en muchas de las variedades de los bancos de semillas, pero no sé de dónde sale ni si es más índica o más sativa. ¿Viene de Holanda o de Estados Unidos?

Sergio

La Skunk #1 es, sin duda, la variedad moderna de cannabis más famosa. Es el resultado de cruzar plantas colombianas, mexicanas y afganas, y se desarrolló en Estados Unidos en la década de 1970. A principios de los años ochenta fue llevada a Holanda por San, The Skunkman, quien, al parecer, fue su creador. Fue probablemente el primer híbrido realmente estabilizado que llegó a los invernaderos holandeses. Esta raza permitía por vez primera cultivar una planta con la floración rápida de una índica pero con el efecto y el sabor de una sativa. Son plantas fáciles de cultivar y bastante resistentes. Están perfectamente habilitadas para crecer tanto en interior como en exterior. Los cogollos son densos, resinosos, y tienen muy pocas hojas, lo que los hace muy fáciles de manicurar. Tiene un sabor pleno y potente, un olor muy fuerte y una gran psicoactividad. Aunque originalmente fue un híbrido índica/sativa, hoy en día se considera una variedad pura, y sus rasgos han sido estabilizados y fijados a lo largo de casi cuarenta años. Es tan estable que resulta muy adecuada para hacer cruces. La genética Skunk es bastante dominante y suele imprimir su fuerte carácter a la mayoría de sus cruces. Es muy buena genética para cruzar, porque pasa a la descendencia su consistencia y robustez, y las variedades resultantes suelen ser potentes y productivas, pero la gran mayoría de los híbridos terminan pareciéndose mucho entre sí, al menos en el olor y la forma de crecer. La gran mayoría de los bancos de semillas de cannabis tienen en su catálogo uno o varios híbridos de Skunk.

Nº 238 ya en los quioscos

Último número de la revista Cáñamo Último número de la revista Cáñamo