Irlanda inicia su programa de cannabis medicinal

Irlanda inicia su programa de cannabis medicinal

El Gobierno ha destinado una partida de financiación a poner en marcha el programa de cannabis, que llevaba regulado desde 2019.

El Ministro de Salud de Irlanda anunció hace dos semanas la financiación y ejecución del programa de acceso al cannabis medicinal. El proyecto ha sido financiado con parte del presupuesto adicional para Salud de 4000 millones de euros anunciado en octubre de 2020, y permitirá a los médicos prescribir tratamientos a base de cannabis para pacientes con determinadas afecciones médicas. La regulación que permite la puesta en marcha del programa de cannabis medicinal en Irlanda se promulgó en junio de 2019.

Según la nota de prensa del Gobierno irlandés, el programa medicinal permitirá que un médico prescriba tratamientos de cannabis para pacientes con espasticidad asociada con la esclerosis múltiple, náuseas y vómitos intratables asociados con la quimioterapia y epilepsia grave refractaria, en los casos en los que los pacientes no hayan respondido a los tratamientos estándar.

“Una de las mejoras en nuestros servicios de salud que se beneficiarán de la financiación adicional es el programa de acceso al cannabis medicinal, que se ha agregado al Plan de servicios del Departamento de Salud para 2021. El propósito de este programa es facilitar el acceso compasivo al cannabis por razones médicas, en casos en los que el tratamiento convencional ha fallado, siguiendo el camino establecido por la Autoridad Reguladora de Productos Sanitarios”, dijo el primer ministro refiriéndose a un informe de expertos elaborado por la agencia de medicamentos.

Actualmente, la Autoridad Reguladora de Productos Sanitarios ha aceptado cuatro productos a base de cannabis y está evaluando otros productos que podrán ser agregados a la lista para su inclusión en el programa de cannabis medicinal. “En última instancia, será decisión del médico, en consulta con su paciente, prescribir un tratamiento en particular, incluido un tratamiento a base de cannabis”, dijo el ministro Donnelly, que también agregó  que “no hay planes para legalizar el cannabis en este país”.

Relacionados