Estamos trabajando en una nueva versión de Cáñamo. ¡Disculpa las molestias!

Venom OG, el veneno para la cura
Foto: Native Seed Co.

Venom OG, el veneno para la cura

Redacción

La variedad Venon OG tiene fama de dejarte suavecito y, al mismo tiempo, aumentar tus capacidades perceptuales. ¿Es esto posible?

La Venon OG es una indica dominante que, en realidad, no hace justicia a la imagen que evoca. Parece que es, o bien algo perjudicial para la salud, o bien que se trata del personaje de los Cómics de Marvel, esa mala bestia dentuda que te va a devorar en cualquier momento. Al contrario: es una yerba de las que se considera que te dejan perfecto para el momento creativo. Ya sabéis que muchas veces los nombres de las variedades se ponen porque suenan guay y no porque tenga una relación directa con los efectos que producen.

Esta variedad fue desarrollada por Rare Dankness, unos cultivadores de California. Según se cree, es un cruce entre Rare Dankness #1 y Posion OG. Estas dos variedades, a su vez, se consideran que son hijas de la Chewdang. Al ser una kush, también se conoce como Venon OG Kush.

El porcentaje de THC es elevado (se sitúa entre el 18 y el 23%) no está pensada para darle caladitas de manera pasiva. Los usuarios sentirán que Venom OG funciona lenta pero mágicamente. Comienza con palpitaciones y hormigueos alrededor de los ojos y la frente, que continúan por las extremidades cada vez de forma más contundente, a lo que le sigue una cálida oleada de euforia que sube por la columna vertebral. Lo que ofrece entonces es un estado de felicidad total, que llega de manera lenta e incluso almibarada. A veces la felicidad viene acompañada de modorra, con lo que ahí se acabó la creatividad, pero bueno, es lo que tiene las medicinas: si te pasas, se convierten en veneno.

Su potencial está en tomarla por la noche, aunque si consigues equilibrar el punto justo y despertar la actividad en ti, también es una buena solución para el día. Una situación cómoda e interesante para su uso es una que no escapa de los tópicos del fumeta, pero, oyes, es lo que hay: Venom es ideal para una tarde de ganchitos, películas y escuchar música con las amistades.

Venom OG tiene un aspecto como de pepitas densas, exuberantemente oscuras, de color verde bosque que se unen en formas alargadas en medio de redes de pelos de color naranja brillante. Resulta todo un desafío separar los tricomas sin herramientas, pues están bien pegados a la planta.

En conclusión: es una planta cerebral que alivia la ansiedad y relaja, típico del cannabis, pero que puede también ayudarte a iniciar actividades de tipo creativo. Depende de la cantidad que uses y cómo te siente esta OG de lujo.

Venom OG, el veneno para la cura