Pasar al contenido principal

Cultiva en 5 pasos

Redacción

Cáñamo, la revista de la cultura del cannabis, nació en 1997 y está editada por La Cañamería Global SL.

Cultivo en5 pasos

Es cierto que, según en dónde vivas, uno puede plantar algo de maría y que crezca sana y fuerte como un bebé rollizo sin necesidad de comprar lámparas LED o preparar un invernadero como manda San Canuto. Sin embargo, si lo que queréis es algo un poco más complejo o un cultivo más personalizado podéis seguir estos consejos para que eso crezca como si fuera el árbol de las habichuelas mágicas.

1- Elige bien el espacio

Sé listo y elige bien. Hay gente que tiene un cortijo con caballos y pueden poner la planta donde les venga en gana, pero para los que viváis en un piso de 20m2 en Madrid a lo mejor la cosa se complica.

Lo habitual es buscar un espacio tipo terraza (si está techada, aunque al aire libre también vale, aunque cuidado los de esta última opción). Para los afortunados que tengan una habitación ropero o un garaje estos sitios suelen ser los más óptimos. Es fundamental que esté bien ventilado y, a la vez, que se pueda sellar en un momento dado. Que entre aire fresco es fundamental y por lo general suele desestimarse como algo menor: ¡Error!

Lo de que se pueda sellar es una recomendación para los que tengan jardín: evitas que se lleven la planta o que la vea la policía. Los que viváis en pisos de una ciudad ya sabéis que os pueden robar y no necesariamente la planta. Así que cuidado (esto es una recomendación de Cáñamo que trasciende el cultivo de plantas).

En caso de que tengáis dinero fresco para comprar los tenderetes para plantas de 1,5 x 1,5 (aprox) son una buena solución.

Cultivo en 5 pasos_02

2 – Comprar luces para el crecimiento

Alguno pensará que ya que compra luces para el crecimiento podrá utilizarlas con sus hijos y así conseguir que se conviertan en jugadores profesionales de baloncesto. Pero mejor no alucinéis con la tecnología: estás luces son para la planta y solo para la planta.

La luz es fundamental para cualquier planta. Si tienes que cultivar en un interior lo mejor es que compres una para maximizar las posibilidades de que germine bien. Ya sabéis: sin luz no hay fotosíntesis y las plantas mueren. Vamos que esto es de primero de botánica. ¿es que no veis que cuando llega el apocalipsis nuclear no hay plantas? ¿Por qué? Pues por la luz… ¿Es que hay que explicarlo todo?

Lo más recomendado ahora son las luces HID (high-intensity discharge). Los más baratos rondan los 130€ si sois sagaces buscadores. Es posible encontrarlos más económicos en mercados de segunda mano. Sea como sea, si conseguís unas HID por menos de 100€ posiblemente sea un buen trato (aunque no nos hacemos responsables de vuestro dinero, que ya sois mayorcitos). Las bombillas deben rondar entre los 200 watios hasta los 1000w (según sea tu huerto; para una sola planta casi mejor que ni te plantees la compra)

No os vale solo con las luces sino que necesitaréis un soporte adecuado para colocarlas, si os dejáis los billetes con las luces no racaneéis con el soporte. Una cosa más: las luces LED suelen ser mejores pero los precios suelen ser escandalosos.

3 -Elegir bien el contenedor para la planta

Si eres novato la recomendación siempre es “ve a los sencillo”. Comienza por una o dos plantas y aprende a ser hábil con el crecimiento del cannabis, sus ciclos, el proceso de recolección, etc. Si quieres tener una plantación como la de Lo que el viento se llevó es que ya eres un profesional y, entonces, ¿qué estás haciendo aquí leyendo esto?

La planta debe estar con unos niveles de humedad adecuados para evitar que se pudra o que le salga moho. Así que las macetas donde vayan a estar siempre tienen que estar preparadas con un sistema que permita que el agua sobrante se vaya y pueda entrar nueva. Evidentemente debes pensar a dónde va a ir el agua sobrante y estar preparado para eso. De nuevo, un tenderete de para el crecimiento de la planta es una buena solución si no te quieres comer la cabeza.

Existen sistemas de irrigación automatizados que, como podrás imaginar, suelen ser los más adecuados y cómodos para mantener la planta húmeda y que no se ahogue. Sin embargo, los novatos que solo tienen una planta o dos como mucho que se ahorren el dinero del auto-riego y se limiten a humedecer las plantas y a limpiar el excedente de agua. Esto tiene otra ventaja: vas a aprender cómo se cultiva de una manera más personalizada.

El cultivo hidropónico es el más recomendado para los novatos porque suele castigar menos los errores. Incluso aunque seáis muy torpes podéis sacar adelante la planta, que de eso se trata.

Cultivo en 5 pasos

4- Nutrientes

Se necesita luz pero no solo de iluminación vive la planta (ni el hombre), así que un buen nutriente será la cuarta cosa fundamental. Por lo general cuando se hablad e “alimentar” a una planta lo que se quiere decir es humedecerla con una solución rica en nutrientes. Por lo general esta solución se trata de minerales adecuados para su crecimiento. Una planta no come bocadillos de mortadela. Nunca. Al menos que sepamos.

Los novatos deberían usar cantidades mínimas de nutrientes, incluso a riesgo de cargarse la planta. Es mejor en este caso quedarse corto que ahogarlas en comida ya que es más fácil de solucionar lo de que un planta se quede corta de nutrientes a que la hayamos ahogado. Para saber si estáis en el buen camino debéis ir probando y agudizar la observación. En un tiempo empezaréis a conocer qué es lo que necesita la planta para subsistir.

No nos hacemos responsables si al poner un disco de Camilo Sexto la planta se agoste.

La observación directa de la planta es otro de los motivos por los que mejor que el novato riegue la planta antes que elegir un sistema automático.

5- Compra tus semillas (o tus clones)

Parece más que evidente pero es necesario que elijas una semilla para que tengas una planta en el futuro. Puedes tener luces, agua, tierra, nutrientes y un cortijo que si no compras una semilla de marihuana no vas a tener cogollo.

Nuestros banners os suelen llevar a lugares para la compra de confianza donde podéis elegir qué tipo de semilla necesitáis para vuestro cultivo. Asesoraros al respecto leyendo y preguntando a profesionales. A veces la versión en papel de Cáñamo trae semillas de calidad, lo cual es también una buena opción (y ayudáis a que tengamos trabajo, que también es una forma de cultivar…)

 

Que podáis comprar semillas dentro o fuera de España depende de las leyes de cada lugar, así que preguntad antes de meteros en un lío. En España es relativamente fácil conseguirlas, pero para aquellas personas que vivan en el extranjero es muy recomendable que se informen antes de comprar (parece obvio pero ¡es que vais a lo loco!)

[Fuente: High Times

Nº 240 ya en los quioscos

Último número de la revista Cáñamo Último número de la revista Cáñamo

Contenido relacionado

Cannabis

La 5 variedades más fáciles de cultivar para principiantes

Cogollo

Tres consejos para cultivadores de cannabis principiantes

Cannabis

Los 5 errores más comunes en el cultivo de cannabis