Francisco Huaiquipán
Francisco Huaiquipán

El ex-futbolista chileno Francisco Huaiquipán confiesa que tomó marihuana

Redacción

Francisco Huaiquipán, exfutbolista del Colo Colo (Santiago, Chile), ha confesado que tomó marihuana durante su carrera como futbolista. Ahora dice que se ha puesto en manos de Dios y que está redimido.

A la gente le encanta las historias de redención. Hollywood lo sabe bien. En este caso Francisco Huaiquipán cuenta como el alcohol y las drogas dilapidaron su carrera y no ha sido hasta que ha encontrado a Dios que su vida no tenía el rumbo adecuado. Al menos es lo que él afirmó en La Tercera.

Huaiquipán dice ahora “servir a Dios” y su trabajo en la Escuela de Talentos es, además de entrenar a los futuros futbolistas chilenos, trasmitirle su experiencia personal como un mal ejemplo a seguir. El volante del Colo Colo trata de dejar de ser el Huaqui que se popularizó más que por su fútbol por las apariciones en realities. Según destaca La Tercera, una frase de las que soltó por aquella época ha pasado a formar parte de la cultura popular chilena: En TV le preguntan cómo está su pierna después de que sufriese una lesión a lo que Huaiquipán responde, “Mi pierna está bien, en la casa, cuidando a mis hijos. Y le quisiera mandar un saludo, que la quiero mucho y que me espere con algo rico”.

Sobre su paso por los realities dice:

“Me afectó mucho. Cometí muchos errores. Estuve metido en los realities. Del fútbol pasé a programas de televisión y no muchos jugadores han vivido eso. No tengo una explicación. En los realities me mostraban como agresivo, de un carácter fuerte. Era así, pero no siempre. Discutía por nada y hoy no. Con Mitzi somos una pareja muy feliz. Ella me apoyó siempre y no le hice caso. Me pregunta por qué no cambié cuando estaba en plenitud. Dios sabe cuando escogerte. Tuve que pasar muchas cosas en mi vida y me escogió ahora. Ahora me felicita y me dice que con mis actos demostraré de qué soy capaz. Tengo ganas de ver que el niño patea y corregirlo. Y que el papá vea cómo progresa”.

Huaiquipán Dice haber sentido la llamada de el Señor el pasado abril (queremos pensar que abril de otro año, porque sino mal vamos) y buscar la redención enseñanado a los niños. Huaiquipán anda metido en un buen quilombo en el que está involucrados algún miembro de su familia y un crimen en una discoteca. Uno de sus hijos está prófugo desde entonces.

¿Y la marihuana? “He dejado muchas cosas. Fumaba mucho, dejé la droga, el alcohol. Soy una nueva criatura. Estoy puro de alma y de corazón, íntegro de mente. Quiero estar para toda la vida con mi familia. Cometí muchos errores. Como jugador, también. Esos que no quiero que cometan estos niños, que viven en poblaciones y eligen el camino más fácil. Hay muchos niños talentosos que hay que aprovecharlos”. Sin embargo, da la casualidad (o no) de que sus mejores años como futbolista estuvieron acompañados de marihuana. Ahora dice que lo ha dejado todo de la noche a la mañana, que es duro pero que es la fuerza de Jesús quien le está ayudando.

“Fumé marihuana cuando jugaba y nunca me pillaron. Hay secretos para que esas cosas no aparezcan en los controles. Desde chico me las comentaron. Ya está, ya fue. Hoy soy otra persona. Por eso están estos papitos acá (en alusión a unos 20 apoderados que miraban la práctica con entusiasmo y que gritaban instrucciones)”.