Pasar al contenido principal
Portada casi nada mayo

Tratábamos de precisar un hipotético umbral irreversible en el curso de la civilización, franqueado el cual la catástrofe sería inapelable. Hasta 1934, Einstein era capaz de contemplar la cuestión con humor: “Esperemos que futuros historiadores expliquen los síntomas mórbidos de la sociedad actual como enfermedades infantiles debidas a la velocidad excesiva a que avanzaba la civilización”. Pero tres lustros más tarde declara: “Nuestra situación no se puede comparar con ninguna otra del pasado... El plazo es terriblemente corto. Si queremos hacer algo debe ser ahora”. Si el momento de actuar era 1948, sigamos la secuencia hasta el umbral del siglo XXI.

“No es que el tiempo se esté agotando. ¡El tiempo ya se agotó!... Van a ver un terrorismo que les aterrará; y si creen que no van a verlo, están cerrando los ojos ante todo lo que ocurre hoy en el mundo"

— Malcolm X, 1964

“En realidad, el mundo no mejora nunca. Así pues, una de las maneras de ser útil al mundo es decir clara y rotundamente que el mundo no mejora nunca. Más bien, lo que puede suceder es que el mundo empeore. Y por eso es necesario luchar continuamente”

— Pier Paolo Pasolini, 1966

“La supervivencia consumista es algo que siempre debe ampliarse, porque no deja de contener la privación... La economía se ha separado de una vez por todas de las necesidades profundas”

— Guy Debord, 1967

“Este planeta está poblado por varios grupos cuyas condiciones de vida son por completo incompatibles, y no se van a poner de acuerdo. No pueden hacerlo, porque sus intereses son distintos... En la manera en que Occidente se comporta, avanza hacia el desastre absoluto. Que todo esto se sostenga todavía es ciertamente asombroso”

— William S. Burroughs, 1969 y 1973

“El destrozo de los órdenes vegetal y animal en nombre del progreso tecnológico, la explotación de la mayor parte de la humanidad en beneficio de unos pocos... Ahora somos conscientes de la ruina que hemos ocasionado. Podemos decir que los occidentales más conscientes, y los jóvenes en particular, están tratando de salvar el entorno natural, rescatar las especies animales, proteger las islas de naturaleza virgen que todavía puedan encontrarse. Demasiado tarde, dice Lévi-Strauss, demasiado tarde... Donde los intereses político-económicos están en juego, el cinismo y la destrucción prevalecerán. En consecuencia, dice Lévi-Strauss, estamos condenados”

— George Steiner, 1974

“La tendencia a ocultar y hacer olvidar la dura brutalidad de los hechos ha cobrado proporciones gigantescas durante el último decenio [1965-75], en el cual toda nuestra escena política ha estado dominada por los servidores de una sociedad de consumo cuya función estriba en ayudar a distribuir la mercancía en cantidades cada vez mayores... Dejar de despilfarrar, de consumir cada vez más y más deprisa, significaría una catástrofe inmediata... El Watergate [1972] mostró la intrusión de la delincuencia en los procesos políticos. Es como si un hatajo de mafiosos sin talento hubiesen logrado apoderarse del gobierno de la mayor potencia de la Tierra”

— Hannah Arendt, 1975; última intervención pública

“Deseo de todo corazón que los jóvenes se alcen con la fuerza de su juventud contra la inmensa empresa de demolición que está devastando el mundo y cuyo precio tendrán que pagar. Pero quizás ya sea demasiado tarde... Sería preciso que rechazaran someterse a un género de vida que aniquila lo que constituye la alegría de vivir. ¿Pero acaso podemos volver atrás?”

— Robert Bresson, 1977

“El tiempo de los seres humanos se acabó. Se acabó hace mucho tiempo. Saber que no tenemos futuro es una condición necesaria para pensar y reflexionar. No hay futuro sobre el cual podamos decir algo o tengamos poder alguno”

— Iván Ilich, 1988

“Si quieres medir el cambio en estos treinta años [1967-1997], puedes guiarte por la música que tocaban Miles Davis, Sonny Rollins o Thelonious Monk, esa maravillosa e intrincada música que hablaba de la complejidad de la vida humana, de su belleza y dificultad; compárala con el rap callejero, tan lleno de odio como las peores páginas del Antiguo Testamento. Especialmente cuando habla de mujeres. Compara esas dos músicas, y podrás ver lo que ha ocurrido”

— Norman Mailer, 1997

“La repentina emergencia de lo virtual, al amparo de las nuevas tecnologías, señala el desvanecimiento de lo real... ‘Realidad virtual’ es un auténtico oxímoron. Lo virtual es lo que sustituye a lo real... ¿Qué vendrá a continuación?... No sabemos si la técnica, llegada a un punto de extrema sofisticación, nos liberará de ella misma, o si nos encaminamos hacia la catástrofe”

— Jean Baudrillard, 2000

Nº 252 ya en los quioscos

Último número de la revista Cáñamo Último número de la revista Cáñamo