Granada registra una oleada de robos en cultivos de cáñamo

Granada registra una oleada de robos en cultivos de cáñamo

Redacción
En ocasiones los ladrones confunden los cultivos de cáñamo industrial con plantas de cannabis psicoactivo.

La Guardia Civil ha registrado ocho denuncias de robo con fuerza entre julio y octubre de este año en fincas dedicadas al cultivo de cáñamo industrial. Los robos ocurrieron en los municipios de La Rábita y Albuñol, y la policía ha llevado a cabo ocho detenciones. Según fuentes de la Guardia Civil este es un fenómeno que han registrado por primera vez en 2020, ya que hasta este año ni siquiera tenían constancia de la existencia de cultivos de cáñamo en la costa granadina.

En total han sido robados 767 kilos de cáñamo industrial en los últimos cuatro meses. El primero de los robos se produjo en el mes de julio y los ladrones se llevaron 130 kilos en plantas. Según el diario Granada Hoy durante el mes de agosto se produjeron otros tres robos, de un total de 235 kilos, y en septiembre y octubre se han producido dos nuevos robos cada mes, de 53 kilos en septiembre y 349 en octubre.

La costa de Granada cuenta con más de 100 hectáreas dedicadas al cultivo legal de cáñamo industrial. Este tipo de cultivos está proliferando por varias provincias españolas ante la creciente demanda de plantas de cannabis no psicoactivas ricas en CBD para la elaboración de cosméticos, productos medicinales y fibras textiles. También se elaboran productos alimentarios, aunque estos no se pueden etiquetar para consumo humano debido a que ni España ni la Unión Europea todavía no han emitido una regulación al respecto.

Los robos de plantaciones de cáñamo también se han registrado en otras provincias. En ocasiones los ladrones confunden las plantas de cáñamo industrial con marihuana psicoactiva y entran a robar pensando que las plantas tienen un valor en el mercado negro muy superior al valor real.