Colombia abre el debate sobre el consumo recreativo de marihuana

Colombia recupera el debate sobre la legalización de la marihuana

Redacción

El martes pasado en el Congreso de Colombia volvió a entrar el debate sobre la regulación del cannabis para uso recreativo.

Pese a que la posibilidad de legalizar es uso recreativo del cannabis aún queda lejos, que la iniciativa del debate la hayan llevado congresistas diferente color político es un buen signo de la salud del proyecto. En la iniciativa se puede leer que la intención del proyecto trata de “proteger a la población de los riesgos sociales, de seguridad y de salud pública asociados al vínculo con el comercio ilegal de sustancias psicoactivas". Es decir, legalizar para acabar con los riesgos asociados al tráfico de drogas.

En la medida se pueden leer también cómo se pretende introducir el autocultivo (hasta un total de 20 plantas), contempla la aparición de asociaciones cannábicas o plantea que se puedan abrir dispensarios.

“Por medio de una licencia otorgada por el Estado, habrá establecimientos autorizados para sembrar, cultivar, cosechar, almacenar y transformar y comercializar cannabis para uso adulto", señala el articulado de la ley. Estos locales podrán ser públicos o privados. En caso de ser públicos estos tienen la "obligación de ofrecer precios accesibles para consumidores de distintos niveles socioeconómicos, con el fin de desincentivar la recurrencia al mercado ilegal".

En cuanto a los impuestos y la repercusión en la economía de la legalización, se puede leer en el texto que el 50% de los ingresos "tendrán una destinación específica a prevención del consumo de sustancias psicoactivas; el 25% para la sustitución de cultivos y el desarrollo sostenible. El 25% restante se destinará al funcionamiento del Instituto de Regulación de Sustancias Psicoactivas y a otros gastos derivados de la implementación de la presente ley".

De momento solo se está hablando de marihuana pero algunos grupos también están presionando para que se produzca una regulación de la cocaína. Esto es debido a que aunque el origen de los problemas con el crimen en Colombia tienen diferentes fuentes, el narcotráfico se considera que es el punto de unión de todos ellos. Acabar con el mercado ilegal, a ser posible de todas las drogas, aliviaría el problema general, esa es la hipótesis.