Tráfico de cocaína

Red internacional de tráfico de cocaína con policías implicados

Redacción
Este artículo se publicó originalmente en el número 275 de la revista Cáñamo España

Una operación coordinada entre Bélgica, Reino Unido, Países Bajos y España ha acabado con la detención de 29 personas implicadas en el tráfico internacional de cocaína. La investigación se inició el pasado año después de que se incautaran 2,8 toneladas de cocaína en un contenedor portuario de la ciudad belga de Amberes (en la foto).

Los agentes implicados descubrieron una red internacional que implicaba a personas en Sudamérica y en cuatro países europeos. Las autoridades belgas realizaron 54 redadas en el país mientras que en el resto de países se realizaron una docena de intervenciones. Según publicó The Guardian entre las personas detenidas había tres policías en servicio y uno retirado, además de un médico y un abogado, que llevaron al fiscal federal de Bélgica a calificar de “sindicato delictivo” a la red de traficantes. “Es muy preocupante ver cómo los delincuentes pueden involucrarse en las esferas más altas y tratar de ensuciar el mundo legal con dinero delictivo”, dijo el fiscal Van Leeuw en una conferencia de prensa. En la operación se incautó un total de 3,5 toneladas de cocaína, varias armas, 40 vehículos y 2 millones de euros, de los cuales 1,3 millones era dinero en efectivo y la parte restante estaba repartida entre cuentas bancarias y acciones de bolsa. “La cantidad que incautamos puede parecer gigantesca, pero es infinitamente pequeña en comparación con lo que realmente pasa”, dijo el fiscal belga. “Las organizaciones criminales también se alojan en nuestro país, trayendo consigo sus métodos violentos y despiadados. Hemos visto a qué llevó esto en los países de América del Sur”, advirtió.