Estamos trabajando en una nueva versión de Cáñamo. ¡Disculpa las molestias!

5 leyes locas sobre la marihuana que hay en Canadá

5 leyes locas sobre la marihuana que hay en Canadá

Redacción

El cannabis recreativo es legal en Canadá desde hace ya un año. Pese a que la regulación estatal es la misma para todo el país, cada región cuenta con leyes especiales que enmiendan ciertos aspectos de estas normas. Algunas son un poco locas.

Todas las leyes están de acuerdo (con algún matiz) en cuánto puedes llevar, cómo puedes comprar (y la edad legal), y qué puedes plantar. Sin embargo, cada región retuerce la ley estatal para poder meter sus normas. En ocasiones estas normas rozan o superan el absurdo, como son estos casos.

En Alberta los dispensarios no pueden forzarte a comprar cannabis

Bueno, en rara ocasión uno entra en una tienda, sea un dispensario u una panadería, y los dependientes te obligan a comprar algo. Sin embargo en Alberta han decidido regular este aspecto legal pues consideran que podría darse el caso de que los dependientes de un dispensario te obligue a la fuerza a comprar mandanga.

Por lo general las normas se ponen para regular conductas que suceden (por ejemplo, se prohíbe robar porque se roba), pero en el caso de Alberta han decidido construir la ciudad y esperar a que pase el río en lugar de construir una ciudad al lado del río.

En Quebec no se puede vender parafernalia cannábica que haga referencia al cannabis

En Quebec uno no puede comprar accesorios cannabicos que tengan “un nombre, logo, aspecto distintivo, diseño, imagen o un slogan que esté asociado directamente con el cannabis”. Nada de camisetas con la palabra “fumao” o “420”, para que os hagáis una idea.

En Columbia Birtánica no puedes anunciar que en tu establecimiento se puede consumir cannabis

Si tienes un local con permisos adecuados y quieres publicitar que es un buen lugar para pasar el rato, vapear un poco de mandanga o darle uso a esos comestibles cannábicos que están tan ricos, ya te puedes ir olvidando. En la Columbia Británica publicitar tu local como un buen lugar para el consumo de cannabis es ilegal.

En Ontario no se pueden poner vaporizadores en los escaparates

Tal cual: los vaporizadores son algo que debe quedar fuera de escena. La ley viene del 2015 y no solo afecta a los vaporizadores para uso con cannabis sino a todo el mercado de los llamados e-cigarettes. ¿Cómo se lo saltan las tiendas? Colocan un catálogo abierto para que la gente pueda ver que dentro hay vaporizadores.

La posesión de cannabis de una provincia que no es la tuya está restringida

La ley canadiense del cannabis permite que cada ciudadano pueda tener una cantidad ilimitada de cannabis en su stash personal en tanto que no uses ese material para comerciar. Por tanto, uno puede pensar que es legal almacenar cannabis de otras provincias a la que vives pues todo el cannabis es cannabis venga de donde venga. Pues no: si la marihuana no tiene el sello de tu región te puede caer una buena. Al menos existe una enmienda a la ley que garantiza tu seguridad si posees menos de 30 gramos de cannabis secado que se haya adquirido en otra provincia.