Pasar al contenido principal

¡Garbanzos reciclados con mandanga de la buena!

Minihamburguesas de garbanzos con salsa de yogur y Mandanga 3#

Garbanzos Cocina Hamburguesas
Compartir:

Si nos sobran garbanzos de algún guiso, aquí os traigo esta deliciosa y original receta para que probéis experiencias nuevas y vaciléis un poco delante de vuestros invitados. Son perfectas para vegetarianos y muy recomendables nutricionalmente hablando, aunque deberemos tener cuidado con el mojeteo si le ponemos Mandanga 3#.

Elaboración

Para darle el toque psicotrópico a esta singular receta, he seleccionado la variedad autofloreciente Mandanga 3# que regalamos en agosto del año pasado. Esta apreciada maravilla genética mezcla con maestría la Somago con la Critical Mass. Esto nos permite tener una cepa única que aúna el dulce sabor de la Somago con la potencia y la producción de la Critical. Sus cogollos son consistentes, prietos y con mucha resina, y su efecto híbrido es inmediato, potente y de larga duración. Estimulante primero, para después llevarnos a un estado de paz ideal para compartir con quien queramos.

El aceite de cáñamo contiene todos los supernutrientes del cáñamo pero no contiene THC, así que si queremos darle un uso lúdico deberemos añadirlo nosotros. El proceso para su extracción es exactamente el mismo que para el aceite de oliva. Solo tenemos que llenar un bote hermético de cogollos o restos de manicura y añadir aceite de cáñamo hasta cubrirlo. Se cierra y se deja macerar de mes a mes y medio moviendo el bote ligeramente al menos una vez por semana. Pasado este tiempo, lo filtramos con la ayuda de un colador de tela y lo reservamos para su posterior uso. El aroma y sabor que adquiere es una pasada, ya que aúna el frescor vegetal del cáñamo con el exquisito dulzor de la Mandanga 3#.

Garbanzos y otros ingredientes

Para la preparación de las minihamburguesas comenzaremos cortando lo más pequeño posible el ajo, la cebolla, la zanahoria y el perejil. Trituramos los garbanzos con la ayuda de una batidora eléctrica o, en su defecto, con un tenedor a la vieja usanza. Una vez triturados, los pondremos en un bol y añadiremos las hortalizas que hemos picado antes y el resto de los ingredientes excepto el pan rallado. Dependiendo de la cantidad de agua que hayan retenido los garbanzos, habrá que añadir más o menos cantidad. Mezclamos todo muy bien y vamos añadiendo pan rallado poco a poco hasta que la masa resultante tenga la textura adecuada para que nos permita dar la forma a las hamburguesas sin que se nos queden pegadas a las manos. Para hacerlas cogeremos la cantidad suficiente para hacer una bola tamaño pelota de pimpón aproximadamente. Cuando tengamos la bola en la palma de la mano solo hay que presionar un poco con la palma de la otra mano y aplastarla ligeramente hasta que tome su forma. Para terminarlas solo tendremos que dorarlas un poco por ambos lados en una sartén antiadherente, a fuego medio con un poco de aceite de oliva. Si se nos pegan podemos espolvorearles un poco de pan rallado por encima.

Para la salsa de yogur, lo único que hay que hacer es picar bien la hierbabuena y exprimir el zumo de limón y mezclarlo todo con el yogur y el resto de los ingredientes de la salsa en un recipiente que nos permita moverlo con comodidad.

Espero que os guste y que disfrutéis mucho en su degustación. Y si usáis Mandanga, ¡cuidado con la refrescante salsa de yogur!...

Hamburguesas de garbanzos

Garbanzos reciclados con mandanga de la buena

Minihamburguesas

  • 400 g de garbanzos cocidos
  • 1 zanahoria limpia
  • 1 cebolla hermosa sin piel
  • 3 dientes de ajo pelados
  • 1 cs de comino molido
  • 1 cc de pimentón ahumado
  • 2 cs de perejil fresco picado
  • 2 huevos
  • 3 o 4 cs de pan rallado
  • Sal y pimienta al gusto
  • 2 cs de AOVE para la plancha

 

Salsa de yogur

  • 2 yogures griegos naturales sin azúcar
  • 1 limón (zumo)
  • 1 golpe de salsa Perrins
  • 2 cs de aceite de cáñamo de Mandanga 3#
  • 2 cs de hierbabuena picada
  • Sal y pimienta al gusto

LA DOSIS CORRECTA

Se estima que medio gramo por persona si no es usuaria de cannabis es una dosis suficiente para sentir los efectos. Si eres consumidor habitual la tolerancia hacia la sustancia activa hará que necesites el doble: un gramo. No olvides que durante la digestión el THC se convierte en una molécula más potente que propicia una experiencia retrasada y hasta tres veces más intensa que con una cantidad similar fumada. El efecto tarda entre 30 y 90 minutos en mostrarse en todo su esplendor, y puede llegar a mantenerse hasta 8 horas.

Dado que no todas las hierbas son iguales y que todos somos diferentes, estos consejos sobre cantidades y efectos son orientativos. Es al comensal al que corresponde encontrar su medida. La prudencia siempre es buena consejera.

Fotos

COIMAGEN

Contenido relacionado

Salmorejo con cannabis

Una crema catalana con cannabis

Un porro tricolor

Cómo decarboxliar al vacío

Cómo decarboxilar al vacío

Un abuelo dio por error a una enfermera en Reino Unido una tarta de agradecimiento que tenía marihuana.

Enfermeras reciben por error una tarta con cannabis como agradecimiento

Porro con forma de petardo

Piden un pastel sobre “Moana” y les dan uno de marihuana

Piden un pastel sobre “Moana” y les dan uno de marihuana

Fideuá con cannabis

Tiramisú con cannabis

Cómo hacer un Strudel con marihuana

Contenido patrocinado

Nº 261 ya en los quioscos y en nuestra librería virtual

Último número de la revista Cáñamo Último número de la revista Cáñamo