Pasar al contenido principal
29 de Enero de 2023 #301

Menú de usuario

1600 presos del estado de Nueva York fueron castigados por falsos positivos en tests de drogas

Un informe presentado la semana pasada ha revelado que durante ocho meses se castigó injustamente a presos por tests defectuosos.

Un informe de la inspectora general del estado de Nueva York, Lucy Lang, ha mostrado que 1600 personas encarceladas en el estado recibieron sanciones después de dar falsos positivos en tests de drogas defectuosos. La inspectora presentó el informe la pasada semana en una rueda de prensa en la que explicó que entre enero y agosto de 2019 las más de mil personas con resultados positivos falsos se vieron injustamente privadas de privilegios como el uso del teléfono, fueron sometidas a confinamientos solitarios o sufrieron demoras para acceder a la libertad condicional.

“Aunque la creciente crisis de salud pública por el uso indebido de sustancias lamentablemente también existe tras las rejas, de ninguna manera justifica las sanciones finalmente arbitrarias impuestas a miembros de la comunidad que ya son vulnerables en nuestras instalaciones estatales”, dijo Lang en la conferencia de prensa.

Para la elaboración del informe se investigaron decenas de miles de documentos y se entrevistó a más de 40 personas del personal del Departamento de Correccionales y Supervisión Comunitaria del estado. El informe concluyó que no sólo fallaron los tests de drogas realizados sobre los presos, sino que a pesar de que se produjeron numerosas quejas el departamento no atendió las reclamaciones.

“[El Departamento] no tomó medidas correctivas inmediatas al enterarse de que algunas personas encarceladas habían sido acusadas de infracciones de drogas y castigadas debido a resultados falsos positivos en las pruebas de detección de drogas”, dice el informe, que también señala que la administración a cargo “no supervisó ni capacitó adecuadamente al personal” que realizaba las pruebas.

“Esto es un ejemplo desgarrador de cómo la ausencia de transparencia puede socavar el debido proceso y los derechos humanos básicos”, explicó Lang, quien describió los ejemplos particulares de algunos presos que después del falso positivo perdieron su trabajo en prisión, les fueron reducidas las visitas con familiares o fueron encerrados en celdas de confinamiento.

Según ha publicado Filter, la inspectora envió el informe al fiscal general del estado de Nueva York para investigar posibles delitos. Al mismo tiempo hay tres demandas pendientes por el caso, una de las cuales es una demanda colectiva presentada por las personas encarceladas que fueron castigadas injustamente.

Te puede interesar...

¿Te ha gustado este artículo y quieres saber más?
Aquí te dejamos una cata selecta de nuestros mejores contenidos relacionados:

Suscríbete a Cáñamo